dissabte, 16 de gener de 2016

RECURSO PARA FORTALECER LA TOLERANCIA A LA FRUSTRACIÓN.

"LO QUE PUEDE LLEGAR A SER" 

MARÍA VALGO Y ARIEL MEDELLÍN. 

ALFAQUEQUE EDICIONES, 2014.


CREATIVIDAD E IMAGINACIÓN PARA TRANSFORMAR SITUACIONES ADVERSAS E INESPERADAS EN OPORTUNIDAD DE DISFRUTE Y GOCE.


                              

Hoy he tenido el placer de asistir a la presentación de este álbum ilustrado en la Librería Chus de San Juan de Alicante por parte de su autora María Valgo, psicóloga, cuentoterapeuta y escritora de libros infantiles. En este enlace Alfaqueque podéis encontrar más información sobre ella y su ilustrador Ariel Medellín.

"Hay veces que las cosas no pueden ser... y lo que no puede ser no puede ser"

En este álbum los protagonistas nos presentan diversas situaciones en las cuales las cosas no salen como uno desea.
"Como aquel día que íbamos de excursión con el colegio, pero empezó a llover tanto..."

"y es que lo que no puede ser no puede ser"

Pero de repente, nos descubren cómo lo inesperado puede llegar a ser: divertido, asombroso, dulce o inolvidable.
"Y es que lo que no puede ser no puede ser pero ¡¡¡Puede llegar a ser!!!"

Con una estructura repetitiva que permite que los niños puedan ir avanzando la frase que sintetiza el mensaje del libro al final de cada situación adversa que van presentando los protagonistas y unas ilustraciones sencillas e infantiles, constituye un atractivo recurso para trabajar la tolerancia a la frustración y el desarrollo de estrategias personales a través de la creatividad e imaginación para transformar las situaciones cotidianas que no responden a nuestras expectativas en oportunidades de goce y disfrute.
Me parece un álbum muy adecuado para niños de 4 a 7 años (educación infantil y primer ciclo de primaria) aunque el mensaje que transmite es apto y recomendable para todas las edades. Su lectura en el aula nos da pie a que los niños reflexionen sobre sus propias experiencias y las verbalicen o las expresen por escrito pudiendo recogerse en un libro de aula o las intenten dibujar realizando posteriormente una puesta en común y formando un mural conjunto visual thinking.
Para los lectores de más edad, una buena sugerencia es la realización personal de "la cajita de los buenos momentos". Consiste en ir escribiendo e introduciendo en la caja todos los momentos inesperados e inolvidables que nos van sucediendo para tomar conciencia de ellos y aprender a apreciarlos y saborearlos. Al final del curso o año, abrir la caja para leerlos y disfrutarlos de nuevo al recordarlos.

Mucho éxito para María Valgo y espero que nos siga sorprendiendo con nuevos libros llenos de mensajes que nos ayuden a enseñar a aprender a vivir. 



2 comentaris:

  1. ¡Es genial! Pondré en práctica "La caja de los buenos momentos". Yo necesito algún libro que se trabaje el respeto hacia los iguales, estaré pendiente de tus publicaciones :-)

    ResponElimina
    Respostes
    1. ¡Me alegra que te guste! Seguro que encontramos recursos estupendos para trabajar el respeto hacia los iguales y llevarlos a la práctica. Un beso.

      Elimina